5 sept. 2012

Estoy tan mal que me creo estar bien. 
Antes no podía mas del dolor, ahora aprendí a lidiar con él pero ya no sé ni lo que soy. Sólo sigo adelante sin que me importe nada.
Días en los que extraño ser como antes, pero a la vez no me arrepiento de ser lo que soy ahora. 
Perdí amigos y gané otros nuevos. Perdí debilidad y gané intolerancia. 
Para bien o para mal, el cambio ya esta hecho.